Abre tus Ojos
Cargando

Abre tus Ojos

¿Quieres saber que pasa a vuestro alrededor?¿Quieres conocer lo que se te oculta?
Este es tu Blog
Despeja tus dudas y abre conocimientos. Nuestro fin........Tu comienzo

Búsqueda personalizada






Curar el Autismo

Publicado el 19 de Diciembre, 2008, 11:47. en Salud.
Comentar | Referencias (0)

                                              Nosotros curamos el autismo de nuestro hijo
 

Cuando la psicóloga que estaba examinando a nuestro hijo de 18 meses nos dijo que ella creía que Miles tenía Autismo, mi corazón comenzó a latir fuerte. No sabía lo que quería decir esa palabra exactamente, pero sabía que era malo.  ¿No era el autismo acaso un tipo de enfermedad mental – quizás esquizofrenia juvenil?  Lo que es peor, yo vagamente recordé haber oído decir que este trastorno era causado por traumas emocionales en la infancia. En un instante, todas las ilusiones de seguridad en mi mundo parecían desvanecerse.
 
 Nuestro pediatra nos había referido al psicólogo en Agosto de 1995 porque Miles no parecía comprender nada de lo que le decíamos. El se había desarrollado de manera perfectamente normal hasta que cumplió los 15 meses, pero después dejó de decir las palabras que había aprendido – vaca, gato, bailar – y comenzó a desaparecer dentro de sí mismo. Supusimos que sus crónicas infecciones de oído eran las responsables de su silencio, pero después de tres meses, él de verdad se había retirado a su propio mundo.

Repentinamente, nuestro niño pequeño y alegre casi no podía reconocernos ni a su hermanita de 3 años. Miles, no establecía contacto visual y ni siquiera intentaba tampoco comunicarse señalando con su dedo o haciendo gestos. Su conducta se tornó cada vez más extraña: El arrastraba su cabeza por el piso, caminaba de puntillas (muy común en niños autistas), hacía sonidos extraños como unos gargarismos, y se pasaba largos períodos repitiendo una misma acción, tales como abrir y cerrar puertas o llenando y vaciando una taza de arena en el cajón de arena. A veces gritaba sin consuelo, se negaba a que le tomaran en brazos o le abrazaran, y desarrolló una diarrea crónica.

                                                 Leer el artículo completo. Haz Click Aquí

Sindicación

Santiago García Carranco

Crea tu insignia

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner


Vota por este sitio en Los Mejores de RedFind